Tarta de Piña, una vuelta de sabor

Hoy os presentamos una tarta de piña que como bien habréis podido deducir por el titulo tiene truco. Si, con una simple vuelta esta tarta se pasa de ser deliciosa a estar ESPECTACULAR.

Atentos a la receta por que no tiene desperdicio.

tarta de piña

INGREDIENTES de la tarta de piña

 

480 gr. de harina.

400 gr. de azúcar.

300 gramos de mantequilla.

245 ml. taza de leche entera.

6 huevos enteros
 ½ cucharada de vainilla.

½ cucharadita de levadura.

1 lata de piña en rodajas en su jugo o en almíbar.

100 gramos de cerezas o guindas rojas.

 

 

PARA EL CARAMELO

 

250 ml. de agua.

200 gr. de azúcar.

250 ml de almíbar o jugo de la lata de piña.

50 gramos de mantequilla.

PREPARACION de la tarta de piña

 

Pesar y medir todos los ingredientes, que deben estar a temperatura ambiente.

 

Primero prepararemos el caramelo, llevaremos al fuego en una cacerola el almíbar o jugo de piña, el azúcar, la mantequilla y el agua, removeremos a fuego lento hasta obtener un caramelo dorado, bañaremos nuestro molde, fondo y laterales, debéis tener cuidado porque el caramelo estará caliente. La mantequilla ayudará a que se desmolde más fácilmente.

 

Para que las rodajas de piña no se muevan esperaremos a que el caramelo se haya enfriado y la superficie esté brillante, las colocaremos en el fondo del molde, empezaremos por el centro hasta cubrir toda la superficie.
Luego en cada agujero de las rodajas colocaremos una cereza o guinda roja.

 

Continuaremos con la mezcla de la tarta, separamos claras y yemas y batimos las claras a punto de nieve, deben quedar bien firmes y reservaremos, también reservaremos las yemas de huevo ya que las usaremos más tarde.

 

En otro bol batiremos la mantequilla hasta que haya blanqueado un poco, agregaremos el azúcar poco a poco, añadiremos las yemas de huevo y batiremos muy bien hasta obtener una mezcla uniforme, ahora poco a poco iremos alternando la harina tamizada y la leche (podéis añadir la vainilla a la leche).

 

Cuando la mezcla sea homogénea añadiremos las claras de huevo y mezclaremos con mucho mimo con una espátula o en la batidora a una velocidad muy baja.

Verteremos la mezcla en el molde con el caramelo y la piña y guindas en el fondo y hornearemos durante 1 hora aproximadamente a 180º C.

Desmoldaremos cuando aun esté tibia, ayudandonos con un plato para hacer la famosa “vuelta” al estilo de una tortilla de patatas 😛
Así evitaremos que al enfriar el caramelo la deje pegada al molde.

Esperamos que os guste este tipo de postres que estamos probando.

¡Hasta el próximo post!

Isa’s Sweet Bites.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *